lectura estival (II) nana (22)

2 octubre, 2006 :: 20:02 | Esto es puro lletraferit

Curioso que un libro te pueda estar amargando todos los dulces que te comes mientras lo lees para luego dejarte tan buen sabor de boca.

Chuck Palahniuk no es un escritor de relatos de lectura fácil. Juega a disparar por debajo de la línea de flotación de sus lectores y lo hace mostrándote que toda nuestra realidad es un mero escaparate de colores brillantes, maniquíes, olores penetrantes y luces de neon, perfectos pero falsos.

Así que mientras lees el libro no puedes más que pensar que: “Joder, que mierda de personas son sus protagonistas” y “¿por qué me identifico con ellos si son solo una muestra de lo mas chungo y deprimente de nuestro modo de vida?”. Además, como este libro parte desde el mundo de los bebes y la primera infancia, esta visión enfermiza se potencia porque nos muestra la perversión de ese universo que es el summun de lo idealmente inocente .

Nana es un relato de realismo mágico. Pero como la realidad que retrata Palahniuk es una realidad sucia y subnormal (borderline, dirían algunos) pues su magia se contagia de ella y se convierte en algo sin glamour o fantasía romántica. Así que su realismo mágico es sucio de partida y repugnante en más de una ocasión.

La forma de escribir de Palahniuk es directa, sin los recursos estilísticos habituales, potenciando el impacto del relato. Este estilo heredero de Amy Hempel y su mínimalismo (como el mismo autor explica en el articulo No perseguir a Amy publicado en Error Humano) forma parte de la historia y es sutilmente diferente según que personaje hable en ese momento. También (tal y como me paso al leer Error Humano) me ha recordado al 13,99€ de Beigbeder en más de una ocasión.

Pero al final y en un giro de tuerca más, la magia se impone (conformando una nueva realidad tan subnormal como la inicial pero más apetecible) y los personajes se recomponen en una historia de búsqueda infinita. Tan perdidos como antes pero sin la carga de tristeza inicial, sin redención pero más a gusto con sus pieles.

Justo después comencé la lectura del ultimo libro de este autor: Fantasmas, en lo que podría llamarse “Mis vacaciones con Chuck Palahniuk”.

4 comentarios en “lectura estival (II) nana (22)”

  1. carmen comenta:

    Yo siempre he pensado que la infancia es perversa y que la inocencia había que buscarla en otro sitio.

  2. dvd comenta:

    En este caso la “novela” se inicia en ese mundo pero no se trata de que los protagonistas sean niños perversos sino que bueno todo parte de una canción infantil (de ahi el titulo del libro)

  3. noe comenta:

    ufffff, portada que llama a leerlo y texto que te plantea el reto de intentar poder llegar al final.

    Prestas libros??

  4. dvd comenta:

    A veces, si me los piden :);):P

Haz un comentario