de lo multimedia

16 noviembre, 2008 :: 20:56 | Esto es puro abp con unos toques dela realidad

Últimamente vengo observando con extrema curiosidad, lo que ocurre en los lugares dónde se dice se divulga la cultura. Ahora no se puede enseñar algo sin que sea multimedia y todos los lugares deben tener una pantalla táctil para merecerse el nombre de cultural. Vas a una exposición y antes de entrar ya has visto la exposición entera, porque alguien ha pensado que tu capacidad de atención es muy limitada y mejor te lo enseña todo antes de entrar.

Escucho a un artista multimedia decir que su técnica para hacer graffitis con un spray virtual la pueden utilizar hasta los analfabetos. Es un tipo que supuestamente debería fomentar la cultura y que no se inmuta ante la existencia del analfabetismo. Alguien puede decir que son formas de hablar, pero empiezo a estar harta de la gente que no tiene ningún cuidado en lo que dice, como esos “profesionales de la educación” que van por ahí diciendo que los niños de ahora son muy visuales y que no se puede enseñar como antes. Esa es una buena forma de no reconocer la culpa que tienen de provocar incomprensión lectora en los niños.

Siempre hay alguien dispuesto a enchufar a un niño delante de una pantalla para no oírlo, y cuando un día ese niño dice lo que piensa (o lo que no piensa), entonces todo el mundo le echa la culpa a la tecnología, que es tanto como echarle la culpa a la sociedad, a Buda o la santísima trinidad.

Creo que a la cultura le está pasando lo que al resto de cosas en la vida, que se está infantilizando, que ahora al conocimiento se llega por vía táctil y no vía pensamiento. Me cuesta mucho encontrar gente que piense y que no se dedique a decir gilipolleces.

Yo es que para el consumo de cultura soy muy huraña (bueno y para más cosas) y me gusta ser pasiva, me gusta mirar y me gusta sacar mis propias conclusiones. No me gusta que me traten como a un tonto, para eso ya veo la tele.

7 comentarios en “de lo multimedia”

  1. Pigmalion comenta:

    Sin duda es más cómodo el conocimiento en pequeñas dosis visuales que hacerle a un niño coger el libro de texto de Anaya o al visitante medio de una exposición leerse un panel de dos metros de altura llenito de letras. La cuestión es si nos volvemos más cómodos y los proveedores del conocimiento tienen que adaptarse o son precisamente ellos los que nos están acomodando.

    Quizás yo no sea el más neutral para hablar porque precisamente me dedico a hacer esos contenidos para los museos pero ¿quien dice que el saber no puede ser divertido? ¿que no nos lo podemos tomar como un juego?

  2. Carmen comenta:

    No estoy en contra de que el saber pueda ser divertido o de que se pueda aprender a través del juego. Lo que no me parece bien es que la forma sea una buena excusa para recortar los contenidos.

    Es más bonito, ¿pero es mejor? Es esa mi reflexión, creo que una cosa no debería excluir a la otra.

    Por cierto, gracias a los que comentais por adoptarme como experimento.

  3. Pigmalion comenta:

    Lo que es seguro es que es más rápido y fácil consultar la wikipedia que la Espasa Calpe de la estantería (de la fiabilidad de los contenidos no hablamos) y que mi sobrino de cinco años ya sabe hacer búsquedas con el Google poniendo a su alcance toda la sabiduría y todo el porno del mundo.

    Un placer tenerte a cargo del chiringuito, si lo haces muy bien igual tenemos que derrocar a dvd del poder.

  4. amorao comenta:

    Hola, Carmen… sales fuerte y con rabia, esta claro que te dedicas a esto de la educación y estas artiKa de ciertos papa natas toca pelotas, que entorpecen tu trabajo.
    Supongo que todo tiene su sitio, momento y proporción. Lo que está claro que hay nuevas herramientas que sería una tontería no utilizar, pero tan peligroso como no utilizarlas es pasarse con su uso.
    La informática nos brinda la posibilidad que cualquiera pueda ser creativo de una forma intuitiva y (aunque suene paradójico) natural, abriendo una ventana al conocimiento.
    Pero como todo tiene su talón de Aquiles ,que resumiste muy bien con la frase “Creo que a la cultura le está pasando lo que al resto de cosas en la vida, que se está infantilizando”, nada tienes que mirar por la ventana y ver cuarentones vistiendo cono adolescentes, coches llenos de muñequitos y las carteleras de cine repletas de películas de ficción. Seguramente soy el menos indicado para hacer este tipo de comentarios, pues me encantas lo muñequitos, camisetas chillonas y las pelis fantásticas, pero mi pregunta es, si hubiera nacido hace 50 años o más, me seguirían gustando. O simplemente soy producto del aborregamiento general, como ves no es la primera vez que me pregunto esto.

  5. Carmen comenta:

    Acabo de ver que hay un comentario en un post antiguo…no comment, que me estoy volviendo buena persona.

    Pigmalión, no voy a derrocar al legítimo constituyente de este blog, aunque me mire mal por tener comentarios. Hoy le han quitado los puntos, así que pronto volverá al poder y yo a las sombras de los validos.

    Amorao, no creo que los gustos personales de cada uno tengan nada que ver con tener una opinión sobre el tema, cada uno tiene sus gustos y eso no nos infantiliza. Creo que el problema es que hay por ahí mucha gente que ni siquiera se plantea si tiene gusto propio.

  6. Pigmalion comenta:

    ¡Voto por un abotepronto bicéfalo! ¡que no decaiga!

  7. dvd comenta:

    Pienso que hay multimedia y multimedia. No todo vale con la excusa de que es multimedia, interactivo o virtual. Pero un buen producto multimedia (con un guion currado, una buena realizacion y un buen trabajo de fondo) puede ser de lo mejorcito que te puedes encontrar para explicar, mostrar, hacer entender, experimentar y enseñar cualquier cosa.

    Otra cosa es que al final lo multimedia es pongamos unas imágenes y sonidos, transiciones cada vez más horribles y proyectemoslo todo en un formato de tres metros por dos…

    No todo vale para enseñar (nunca lo ha valido) y eso se aplica a la multimedia (sea lo que sea eso, que todavía estoy riéndome de mi profe de universidad intentando proyectar un folio con el proyector de transparencias) El problema es que el que no sabe enseñar con una tiza (o un vileda o simplemente hablando) no sabe hacerlo con un video, un ordenador o un proyector.

Haz un comentario